Los Indios de Moreno

Moreno ()

LFB 21 de Octubre de 2021 | Berazategui · Catamarca Basket · Corrientes Básquet · Ferro · Ferro · Los Indios · Obras · Obras · Quimsa · Quimsa · Rocamora · Rocamora · Unión Florida

Arranca la Liga Femenina: nueve equipos van por la gloria

Este sábado dará inicio la séptima edición del torneo y en esta nota analizamos de forma detallada la actualidad, movimientos y el escenario de cada club, muchos con historia y tradición.

Se levanta el telón de una nueva función para la Liga Femenina. En esta próxima edición del torneo, la séptima de la historia que podrá ser vista por la plataforma Basquetpass y dos canales de TV (DirecTV y DeporTV), los sueños se renuevan y el hambre de gloria empieza a hacerse mucho más grande con el correr de las horas, en la cuenta regresiva al debut de este sábado y la presencia de nueve equipos que irán en la búsqueda del título. Y con ese ferviente deseo de trascender y hacerse un nombre dentro de la historia grande del mejor básquet femenino del país, repasamos el detalle de cada protagonista, sus ambiciones y el armado.


Berazategui

Candidato de punta a punta. Si hay un equipo que siempre parte como protagonista y que cubre las expectativas, ese es Berazategui. Campeón defensor tras haber ganado la pasada Liga que disputó a inicios de este 2021, pero también siendo el más ganador de la historia de la competición (tres títulos: Clausura 2018, Apertura 2019 y el primer torneo de este año). Mística alrededor de un equipo que, desde hace una década, comenzó a pisar más y más fuerte a nivel nacional y que hoy se ha transformado en un referente, por los resultados y logros que se obtuvieron, pero también por el proyecto de una dirigencia que conoce del paño y convirtió a este club de barrio en uno de los máximos íconos de la rama.

Gonzalo Gómez, sin dudas uno de los jóvenes entrenadores de mayor éxito de la actualidad, seguirá siendo el conductor del barco en un plantel que tuvo algunas bajas pero que conservó gran parte de su columna vertebral. No tendrá a Vico Gauna, una de las mejores apariciones en el juego interior de todo este último tiempo y parte de la Selección (pasó a la Universidad de Bishop's de Canadá), como así tampoco tendrá a Lai Raviolo, recuperándose de una lesión. En su lugar, incorporó la calidad y confiabilidad de Cande Foresto, base rosarina de comprobado talento que en la pasada liga jugó para Corrientes Básquet. También se hizo de los servicios de Flor Galbán, ex Vélez y una jugadora que llega para sumarle mucho empuje al equipo, desde el juego y la intensidad.

El resto de la estructura se mantiene, liderado por la última MVP y capitana del equipo: Agus Jourdheuil, el carácter y el espíritu del grupo, determinante y la jugadora más confiable en situaciones apremiantes (12.5 puntos y 6.9 rebotes). La presencia de Cande Gentinetta es clave, siendo uno de los mejores progresos de la última liga (9.2 puntos y 6.7 rebotes) y en fuerte consideración para la Selección, una 4-3 de gran proyección. En ese juego interno, una experimentada de cientos de batallas como Florencia Fernández será otro bálsamo de jerarquía; mientras que otra referente como Celeste Cabañez en el 3, mismo la presencia de la jugadora más identificada con los colores del club como Juja Vázquez, la media cancha que ofrece otras importantes opciones como Sofi Wolf, Rocío Cejas y Coqui Armesto, y ese trabajo de obrera de tantas pero que cumple muy bien Palo Armesto, conforman un plantel con ambiciones máximas. Será momento de volcar todas estas expectativas y esperanzas ahora a la cancha.


Catamarca Basket

La apuesta y el apoyo hacia el desarrollo del básquet de la provincia impulsaron este proyecto denominado Catamarca Basket. Es cierto que en un principio el interés por adquirir esta plaza vino de parte de Red Star, sin embargo terminó siendo el acompañamiento del gobierno catamarqueño lo que terminó de transformar este equipo que crece en expectativas rumbo a su estreno en la Liga Femenina. Será el debutante del torneo, sabiendo que competirá con un equipo con mayoría de jugadoras de la región e intentando hacer pie. Hay una interesante expectativa que ya se generó desde el inicio con este equipo, sin pensar quizá en los posibles resultados y sí tomándolo como una oportunidad para contagiar la actividad en la provincia.

El antecedente inmediato es pensar en el Red Star que compitió en el último Federal, pero también sería un error ponerlo en perspectiva ya que no mantiene tantas piezas de aquel equipo. Gonzalo Pérez será el entrenador del equipo, un conocedor a fondo del básquet catamarqueño y que lleva más de una década ligado al impulso de varias jugadoras. Y parte clave de este proceso son dos jugadoras como las hermanas Acevedo, Milagros y Ángeles, que desde su experiencia serán actrices determinantes dentro de la estructura. Por supuesto, el peso no sólo recaerá en ellas y para ello Pérez se movió buscando varias jugadoras que ayuden a tirar del carro.

En este punto confirmó a Ana Liz Carcas, base nacida en la provincia pero con un nutrido paso en el básquet bahiense, que tras recuperarse de una larga lesión volvió a las canchas a principios de este año y será una de las cartas importantes. También hay que hablar del tándem en el juego interior que conformarán las pivotes Luciana Ricotti (ex Los Indios) y Candela Ruffino (ex Ferro), que le dará presencia y rebotes, además de contribuir con puntos. El fichaje de Rocío Lezcano es para resaltar, una jugadora con buen caudal de puntos en el perímetro que viene de hacer un gran Federal con Hércules de Charata. Marisa Quiroga será otra cuota de experiencia, referente del básquet neuquino, con un buen paso por Biguá en el Federal, y una pivote que dará aire en la rotación. Y si hablamos de Neuquén, también hay que destacar el arribo de Guadalupe Soto, que se sumó al grupo tras su paso por Yale de Uruguay y que será importante en el 1-2. Otro nombre que incorporó Catamarca fue Pilar Carrá, joven ala pivote que viene de jugar la pasada liga con Española de San Vicente. Valentina González, Millie Burguener, Melina Eizaguirre, Daniela Véliz y Melisa Cayó, junto a las juveniles Sofía Mirolo, Morena Cardan, Paula Agüero y Clara Yarade, completan la nómina.


Corrientes Básquet

¡Que levante la mano quien quiera ser candidato! Desde el armado y la proyección, posiblemente Corrientes se postule desde el arranque como uno de los grandes protagonistas. En el torneo pasado tuvo algunos sinsabores, porque tuvo algunos resultados negativos que quizá no merecía, perdiendo varios partidos en el cierre y sin poder plasmar su buen rendimiento en los fríos números. Pero no quiere que esto vuelva a repetirse, y por tal motivo no sólo conformó una muy buena plantilla desde los nombres sino que además arrancó a trabajar con algunas semanas de anticipación, para conseguir esa comunión tan necesaria dentro del equipo. Para esta oportunidad, Renato Novatti será el nuevo entrenador, en reemplazo de Diego Checenelli.

Es cierto que no tendrá algunos buenos valores del último torneo porque ya no estarán Ana Paz ni Abril Ramírez, tampoco Julia Centurión (todas partieron a la Liga de Uruguay), Iara Navarro (becada en el Lake Region State College de Estados Unidos) y Cande Foresto (refuerzo de Berazategui). Pero en este panorama, y a pesar de las mencionadas partidas, sostuvo a quien fue su jugadora más regular y figura: Sofi Cabrera, determinante desde la revolución de su juego, su capacidad de resolución y con puntos en la mano (15.4 unidades, 4.7 rebotes y 2.7 asistencias).

Además, el golpe de timón dentro del mercado se dio primero con la llegada de Agus Leiva, pivote de Selección y una de las jugadoras que promete ser no sólo el faro del equipo dentro de la pintura sino además uno de los grandes focos que tendrá el torneo, por lo determinante que resulta tras ser subcampeona en Brasil con el Blumenau. Y no sólo se conformó con fichar a la mendocina, sino que en los últimos días contrató a Adrianna Murphy, una base-escolta estadounidense de 24 años que viene de jugar en la NCAA con las Tigers de Missouri State University, jugadora veloz, de buen manejo y anotación.

Si a todo esto le agregamos que también se hizo de los servicios de jugadoras como Malvina D'Agostino (ex Quimsa) y Candela Chiaia (ex Rocamora), que reforzarán más ese juego interior donde se mantienen Mica Piazza, Guada Almozni y Celeste Godoy. Está claro que hay mucho recambio en esa zona, pero también en el perímetro con la continuidad de las bases Julieta Tell, Aldana Duarte, más Agus Basualdo en el 2, y las contrataciones de Guillermina Berger (escolta esperancina con pasado en GyE de Santa Fe, hija de Nigu Spies) y Valentina Numa (con pasado en Obras y reforzando a las aleras). Material para conseguir hacer ruido tiene.


Ferro Carril Oeste

Sencillamente puede decirse que, dentro de los equipos debutantes de la última liga, Ferro fue de los equipos más regulares. Es cierto que no se clasificó a la postemporada, pero su estreno fue muy positivo y dentro de un proyecto bastante joven consiguió hacer equilibrio en el torneo de principios de año. Ahora buscará elevar la vara, subir un peldaño más en la apuesta y presentarse como un rival mucho más maduro, de cuidado y con mayor aplomo. La misión no será sencilla porque hay grandes opositores, pero en Caballito confían en todo el trabajo que vienen realizando en la previa.

Matías Maza seguirá siendo el entrenador del equipo, en un plantel que perdió algunas jugadoras como Cami Lignac, Candela Ruffino (jugará en Catamarca Basket), Mica Sabater y Martina Torres. Sin embargo, no estamos ante ausencias tan profundas para un equipo que mantuvo a otras piezas importantes, y esto va desde la santafesina Agus Bazán, que será el gran motor ofensivo del equipo desde el perímetro (9.9 puntos y 6.3 rebotes en el último torneo); la continuidad de la pivote Georgi Buzzetti, que creció muchísimo en estos últimos meses tras una buena liga y un interesante Mundial U19 con la Selección; Camila Peri, que ya estuvo en el pasado certamen (9.0 puntos y 5.2 rebotes) y que será importante en el puesto de 4; y Guillermina Coz, definitivamente una obrera que en la zona del 3-4 resulta vital tanto en los intangibles como así también en los números (7.5 puntos), con buenos ingresos. En definitiva, esa sería un poco su columna vertebral, pero para subir la apuesta debía seguir rodeándose con buenos argumentos.

Es así como firmó la llegada de la colombiana Alejandra Alonso, un emblema en Vélez y sin dudas una jugadora será muy rentable para el equipo, por su visión de juego, polifuncionalidad y capacidad cerca del aro. De hecho, Ferro ganará una cuota de peligrosidad con su presencia, sabiendo que también es un aporte claro de experiencia para el plantel. A ella se suma Rocío Estrada, base de marcada experiencia y un juego muy correcto que estuvo la liga pasada con Española de San Vicente y que luego pasó a Lanús para jugar el Federal. También hay que mencionar a otra ex Vélez como Lula Costa Paz en el 1-2, otra importante adhesión. Maza también tendrá opciones con Camila Coll, Eliana Antoniuk, Agustina Caraballo, Juana Gaspar, Julieta Zotarelli y la juvenil Julieta Tubio. El Verdolaga eleva sus expectativas en la previa a este inicio, y se movió con la intención de dar ese paso hacia adelante.


Los Indios de Moreno

Tradición y básquet para una institución que siempre trabaja a puro pulmón. Los Indios es uno de esos clubes dueños de tremendo recorrido, que tiene un pedazo de historia. Por su labor y dedicación de tantos años, merecía tener este prestigioso lugar dentro de la Liga, plaza que ocupa desde principios del 2021 y que ya empezó a generar fuertes cimientos. 84 años de una leyenda de Moreno, que independientemente de tener diversas actividades siempre se caracterizó por su básquet, de formación y mucha proyección. Buscará dar un paso más adelante en este torneo, con el deseo de volver a ser competitivo pero sin dejar de apostar a sus referentes y jóvenes del club. Sentido de pertenencia por donde se lo mire.

El equipo volverá a ser dirigido por Carlos Denegri, un conocedor a la perfección del básquet de la institución y alguien que ha sabido guiar de buena forma a este grupo de jugadoras identificadas con la casa. Mantiene gran parte del plantel que presentó en el anterior certamen, exceptuando la sensible baja de Nadia Flores en la base, que tampoco estará Rocío Pérez como jugadora (la entrenadora, también parte del cuerpo técnico de la Selección, será una de las asistentes de Denegri en esta edición) y la salida de Luciana Ricotti (a Catamarca Basket). Ahora bien, en este punto, y a diferencia de la pasada liga, sumó a Tamara Pinto en el juego interior, ex Vélez y Bishop's de Canadá, y una pieza que será importante para la rotación. Otro dato no menor es la inclusión de la alera Florencia Imhoff, siendo también una conocida de la casa pero que no había sido parte del equipo en el pasado torneo.

De esta forma, la estructura de Los Indios mantiene a una jugadora más que importante como Sofía Acevedo, la figura desde el arranque. La China es talento puro, con absoluta proyección y sabiendo que viene de hacer una buena liga desde lo numérico (12.9 puntos) ahora tendrá que amalgamar mucho más aún toda esa calidad en favor del equipo. Esto sin perder de vista que el plantel conserva referentes tales como Nadia Frete desde la base, que será una de las que tirará del carro (6.8 puntos y 3.1 rebotes); Micaela González apoyando sobre todo desde el tiro exterior (12.1 puntos y 3.3 rebotes); Jacqueline Soto que tuvo juegos muy rendidores en el anterior certamen (8.7 puntos y 7.0 rebotes); Azul Sosa, de buenos ingresos, ya habiendo demostrado ser una manija interesante para cambiar la tónica de los partidos (5.6 puntos y 3.0 rebotes); y Natalia Battioni, de comprobada experiencia en la zona pintada (8.9 rebotes). En la rotación también se sumarán Agus Ornella, Nicole Caumo, Luna Goitía, María Introcaso, Malena Landale, Melody Osuna, Brisa Rolón Vallejo y Victoria Mamone.


Obras Basket

Si hay una escuela de desarrollo para imitar esa es la de Obras. Tanto en el masculino como en el femenino, la apuesta a la formación y los jóvenes talentos resulta la pieza angular de su filosofía. Lo ejecuta hace tiempo y lo demuestra con las jugadoras que formó y reclutó. Años de trabajo dieron el salto para muchas de estas jugadoras que volverán a ser guiadas por Santiago Petersen, entrenador que asumió para la pasada Liga y que ahora renueva su presencia recordando que fue el capitán del barco del reciente título en el Federal Femenino. La idea de aprovechar un equipo rápido, dinámico, de mucha rotación y con piernas fuertes, son las principales características de un equipo que tiene la Liga entre ceja y ceja.

Obras estuvo presente en todas las definiciones del certamen (sólo en el Clausura 2018 no entró al Final 4, en el resto de las ediciones siempre estuvo dentro de los cuatro mejores), y aunque todavía no pudo conseguir un título es consciente de que tiene material de sobra para trascender y consagrarse. Sostiene gran base del equipo que se consagró en el Federal en agosto, y aparece nuevamente como candidato. Es casi el mismo Obras que fue el 1 de la fase regular en la última liga, exceptuando la partida de Siciliano (las fechas del torneo coinciden con su equipo universitario, las Bishop's de Canadá) pero con el adicional de que ahora llega con mayor aplomo y ensamble dentro de su juego.

Dentro de la cancha estará capitaneado por Belén Echeverría, el gran símbolo y la líder de este grupo, entendiendo que su faceta debajo del aro es clave, desde el rebote y los intangibles, defensivos sobre todo. Pero sin dudas el ritmo, la velocidad y el termómetro será Camila Suárez, una de las mejores bases de la actualidad, la estrella, que hizo un último torneo fuera de serie (18.6 puntos, 6.2 rebotes y 3.5 asistencias), debutando en estos meses con la Selección mayor y siendo clave también en el título del Federal. Claro que existen muchos más argumentos, y acá entra en juego la figura de Maribel Bárzola, la alera entrerriana que fue fundamental en la anterior edición (10.0 puntos y 6.8 rebotes). A estar atentos a otras jóvenes que pueden explotar, como Dalma Piri, que aprovechó muy bien sus minutos y la rompió en el Federal, Agus Marín, una 2 con una muchísima verticalidad y capacidad de gol que viene ser importante para la Selección en el Mundial U19, y la uruguaya Jose Zeballos, una 1-2 explosiva que dejó buenas sensaciones en ambas funciones y es una gran apuesta. Rodríguez Biré, Sofi Paoli, Tiziana Acosta y Daky Hentschel son otros buenos valores jóvenes. Interesante equipo, largo y muy competitivo.


Quimsa de Santiago

Nuevo modelo para el equipo santiagueño, uno de los grandes y fieles animadores de la competición que ahora cambia la apuesta. Mucho se modificó del último Quimsa que vimos en cancha durante el mes de marzo, y es que ya no estará Pedemonte como DT y tampoco estarán varias de sus figuras, principalmente con las ausencias de Celia Fiorotto (a España), Luciana Delabarba (recuperándose de una lesión), pero también sin Johanna Puchetti (a Uruguay) ni las colombianas Mabel Martínez y Manu Ríos. Ante todo esto, tuvo que rearmarse, y dentro de su apuesta deportiva el foco apuntará mucho más al desarrollo de su proyecto joven, una movida loable para asentar las bases del crecimiento.

En este punto, la apuesta a la evolución del básquet femenino de Santiago tiene un fuerte énfasis. Por eso competirá con varias de las jugadoras que integraron el último Federal Femenino, y siguiendo esta misma línea confirmó a Marcelo Zanni como entrenador. Anunció un par de refuerzos, entre los cuales se presentan Lucía Juárez, una base juvenil que viene de Ferro de Olavarría, y Julieta Ibarra, pivote santacruceña que jugó el pasado Federal en Gimnasia de Comodoro Rivadavia. No obstante, la movida más importante que hizo Quimsa por estas horas fue repatriar a Agostina Ledesma, la Toti, que regresa al club tras su paso por el ascenso del básquet italiano y luego de recuperarse de una dura lesión. Recuperada y estando en su nivel habitual, la versatilidad y cantidad de variables que ofrece Ledesma abrirá un abanico muy grande para el juego santiagueño, siendo mucho más que una rueda de auxilio sino que además convirtiéndose en el corazón de este equipo.

Entre las jugadoras que tendrán continuidad dentro del proyecto y que vienen del Federal, hay algunos casos a destacar como Lucía Boggetti, Agostina Leguizamón, Rocío Iturre, Aixa Cancián y Emilia Rojas, todas siendo parte del plantel incluso que también estuvo en la pasada liga, aunque en esta oportunidad tendrán más protagonismo dentro de la rotación de Zanni. También hay que sumar a Mariel Padilla, Lorena Campos, Ornella Tarchini y Verónica Ibarra, que también son conocidas de la casa para Quimsa. Por supuesto, el equipo buscará desde la frescura de piernas que ofrecen sus jugadoras, imprimir un básquet ordenado pero que a su vez intente mucho dinamismo.


Rocamora (Concepción del Uruguay)

El gran representante de Entre Ríos y uno de los clubes que siempre marca presencia, participando de manera ininterrumpida en la competición y siempre yendo por más, año tras año. En esa la filosofía de ser un digno representante del básquet de su provincia, una región que históricamente fue cuna de grandes talentos, las Rojas van por su sexta temporada consecutiva en cuanto a competiciones nacionales. Esta vez, teniendo por detrás una tremenda Liga Femenina como antecedente, cuando culminó con un brillante tercer puesto llegando al último día del Final 4 con chances de campeonar.

De todas formas, Rocamora tuvo que reestructurarse bastante con respecto a ese último torneo. Y es que perdió a dos jóvenes de enorme valor como Mili Maza (al ascenso de España) y Tiziana Huici (se incorporó al Lake Region State College de Estados Unidos). Sin dos de las jugadoras que le daban tanta picantez al equipo, Lali González debió confeccionar un plantel que de todas formas sigue manteniendo una fuerte identidad apoyado en su columna vertebral. En este punto, confirmó un refuerzo de suma experiencia y jerarquía como Celeste Selent, ala pivote referente de Peñarol, importante cerca del aro; además del arribo de Valeria Fernández, una 1-2 de 23 años que viene de jugar en Talleres de Paraná el Federal; y una interesante apuesta joven como Paulina Villanueva, alera santafesina de 18 años con buenos pasos por los seleccionados de su provincia.

Pero está claro que su punto fuerte es la apuesta a su base de trabajo de hace ya varios años, y en ese sentido un pilar clave que se sostuvo es Sabrina Scévola, una de las mejores pivotes de la última liga y sin dudas la jugadora que hoy parte como la figura del equipo (13.4 puntos y 15.6 rebotes). Además, desde la base se mantendrá Antonella González, referente y una garantía absoluta; mientras que otras dos muy conocidas de la casa como Aylén Ayala e Irina Figueroa, completan ese gran ADN Rojo. Melina Turowiez, Juana Pais, Valentina Procura, Leona López y Florencia Respaud, otras chicas del club y muchas con buen pasado en la Liga de Desarrollo, completarán la rotación de un equipo que quiere volver a pisar fuerte en el cierre de este 2021.


Unión Florida

¿Quién es capaz de poner en duda la historia y la tradición de un club como Unión Florida? Por lejos es el mítico equipo de la Liga y ahora, sin la presencia de algunos otros grandes como Vélez o Lanús, esa leyenda se agiganta. Estamos ante un verdadero grande, que regresó a elite el pasado verano y que renovó también su apuesta para este segundo torneo. Fue el campeón de la primera edición (2017), en ese recordado equipo con figuras como Meli Gretter, Marta Tudanca, Benvenutto y Cabrera, y si bien tuvo un breve lapso de ausencia (en 2019), no caben dudas que Florida retrocedió para tomar impulso, reafirmar su compromiso de siempre y reaparecer nuevamente con todas sus fuerzas en los primeros planos.

Existe toda una mística alrededor de Florida, desde los pasillos y escaleras del club hacia ese segundo piso que da a la cancha, el aire y color de todo un barrio con el significado de familia que representa. Y dentro de esa misma historia, a esas raíces bien marcadas y el sentido de pertenencia, hay una clara apuesta a las jugadoras de su club, y esta nueva misión de Liga volverá a ser conducida por Nico Grosso como su entrenador. Tuvo algunas salidas respecto a la última Liga, como Rocío Rojas (a Centro Galicia), Nacha Spiatta y Julia Paoletta, sin embargo, se rodeó muy bien para mantener su idea e impronta. Así fue como, entre lo más destacado, incorporó a Sabri Rodighero que promete ser una pieza clave desde su revolución, correcto manejo de balón y dosis de puntos; Romina Touzón, experiencia y polifuncionalidad cerca del aro que con su inyección de minutos desde el banco puede ser determinante para sostener un fuerte juego interior; y el regreso de Débora González, una conocida de la casa que regresa al club para también alimentar la zona pintada.

La columna vertebral no se vio alterada. Y es que, con estos refuerzos que hablábamos, se verá beneficiado el juego interior que conforman Laviero-Miculka, tal vez una de las duplas más rendidoras y versátiles de la Liga. Desde Sol, con su facilidad para los rompimientos, versatilidad y velocidad en el 4 (16.3 puntos y 6.0 rebotes) ; pasando por Carla, una jugadora que debajo del aro es prácticamente, quizá sin tanta talla pero una anotadora nata y muy difícil de defender para sus rivales (17.3 puntos y 10.2 rebotes). Esto se suma a la conducción desde la base de Flor Martínez, una garantía absoluta en el armado Tricolor y de mucho carácter (7.6 puntos, 5.9 rebotes y 4.8 asistencias). La rotación tanto en el perímetro como cerca del poste comprende mucho más, con jugadoras como Muny Martínez, Zapke y demás jóvenes como Sienra, Delfi Saravia, Kiara Anfuso, Julieta Ranalli y Victoria Mitchel. Florida siempre resulta un firme contendiente, y si puede traducir todo su trabajo en resultados positivos peleará sin dudas dentro de los primeros lugares.

Sponsor Oficial

Sponsor Oficial

Proveedor Oficial

Medios

Transporte Oficial