Liga Argentina · 14 de Octubre de 2021

· Ciclista · D. Viedma · Del Progreso · Estudiantes (C) · Estudiantes (O) · GELP · Lanus · Parque Sur · Pergamino · Quilmes · Racing · Rocamora · Rocamora · Villa Mitre (BB) · Weber Bahía · Zarate

La previa de la 21/22: la Conferencia Sur bajo la lupa

El viernes arranca la temporada y los 15 clubes del sur se alistan para pelear con sus armas, plagados de expectativas con esta nueva aventura. El análisis de cómo llega cada uno de los equipos.

Ha llegado el momento de levantar el telón y desandar el camino de una nueva ilusión, de disfrutar a pleno de la Liga Argentina, que comenzará el recorrido de la edición 2021/22 este viernes 15 de octubre, con la participación de 30 clubes. La expectativa crece en la atmósfera con la inminente activación de esta temporada, que se pronostica contará con un escenario de competitividad extrema y la cuota de adrenalina típica de esta emocionante categoría.

En lo relacionado con la Conferencia Sur, varios elencos construyeron plantillas interesantes, con recursos idóneos para pugnar por el objetivo macro, ese sueño que persiguen todos componentes de batallar por el ascenso a la Liga Nacional.

Villa Mitre

El Tricolor de Bahía Blanca se erige en el actual subcampeón, a partir de la tremenda campaña de la reciente temporada, en la que arribó a las Finales contra Unión de Santa Fe y le plantó una durísima batalla. El conjunto bahiense volvió a ratificar sus cualidades de proyección seria y repitió a una enorme mayoría de los jugadores, así como al cuerpo técnico encabezado por Lisandro De Tomasi.

Así, Villa Mitre volverá a constituirse en un candidato certero, con esa base de players que arrastran años de conocimiento mutuo y de demostración de su poderío: José Gutiérrez, Federico Harina, Ramiro Heinrich, Franco Amigo y Javier Bollo. A los que le sumaron un interno comprobadísimo como Jamaal Levy. El Tricolor saltará a la acción con toda su identidad, ese sello de juego colectivo, solidario, con enorme sentido de pertenencia y un conocimiento de sus elementos que lo convierten en un modelo a seguir.

Deportivo Viedma

El elenco de Río Negro experimentó una temporada espectacular, con un dominio mayoritario de la Conferencia Sur, la que comandó durante varios meses. En playoffs no pudo con el sorprendente Quilmes de Mar del Plata y se frenó en semifinales. No obstante, el Depo apostó por una renovación de sus elementos, así como por la continuidad del staff técnico encabezado por Guillermo Bogliacino.

Entre las piezas que se mantienen, y que buscarán ratificar lo realizado, se encuentran Matías Eidintas, Juan Cruz Marini, Maximiliano Tabieres, Lucas González y Lorenzo Capponi. Así el equipo patagónico se aseguró una base sólida, de players picantes, con expertise en la categoría. Además le sumaron a una de las figuras de la pasada edición como Raúl Pelorosso. Y para seguir alargando la rotación, Bogliacino dispondrá del norteamericano Trevon Young, de buen paso en La Unión de Colón en la 18/19. El Depo vuelve a asomarse como un contendiente granítico y que perseguirá como hace tiempo el deseo de ascender a la élite.

Quilmes de Mar del Plata

El Cervecero generó un impacto rotundo en la 20/21, con ese plantel que creció con el transcurso de la competencia y explotó definitivamente en playoffs, hasta el punto de acceder a la final de la Conferencia Sur. Un histórico del básquetbol argentino que intentará nadar en la arena caliente con sus herramientas y el ingenio para construir la plantilla.

Para esta ocasión, Quilmes ratificó a Manuel Gelpi como capitán del barco y retuvo a una pieza muy valiosa como Facundo Gago. Además sumó el retorno de Lucas Ortiz, quien se instaló en la Liga Nacional en las últimas temporadas y le aportará un salto de calidad. Por otra parte, pudo hacerse de los servicios de un perimetral picante y con gol como Agustín Jara, de gran rendimiento en Estudiantes Concordia. Al igual que acopló a Lucio Castellani, de buena tarea en Del Progreso.

Claro que en esa búsqueda de agudizar el ingenio en lo económico, el Cervecero se llevó a Leo Catelotti en el juego interior, proveniente del Torneo Federal. Así como siguen jóvenes en desarrollo como Darío Skidelsky, Agustín Ecker, Francisco Arraiz, Nicolás García Serventich y Tomás Nally. Con el correr de la competencia seguramente aprovechará la ficha mayor disponible para reforzarse. Ha perdido un poco de fuerza, pero dará pelea.

Racing de Chivilcoy

El conjunto bonaerense sufrió una gama enorme de contratiempos en la pasada edición, con la irrupción de lesiones y contagios de covid que le perjudicaron el desenvolvimiento a un equipo con mucho potencial. Otra vez con Diego D’Ambrosio como entrenador, la Academia llevó a cabo una reestructuración profunda de su plantel, con la única continuidad del tremendo base Alejo Barrales.

Impulsados en el deseo de volver a ser protagonistas, Racing se movió muy bien en el mercado y se adjudicó fichas de renombre como Erbel De Pietro, campeón con Unión y que formó parte de la campaña histórica de Racing en el Federal. Además, el club bonaerense consiguió los servicios de mayores muy interesantes como Rodrigo Acuña, Joaquín Gamazo y Carlos Baéz (de muy buena labor en Del Progreso). Como si fuese poco, también llegaron U23 con mucho potencial con Adriano Maretto y Ricardo Fernández. La Academia asoma como un conjunto con aspiraciones y el material disponible invita a soñar con un recorrido importante en la temporada.

Lanús

El Granate retornó a la categoría y completó una experiencia positiva, merced a su clasificación a los playoffs y un récord global positivo. Tras esa incursión de asimilación, Lanús redobló la apuesta para la venidera edición de la Liga Argentina y logró un entramado muy interesante. Leo Costa continúa al mando de la tripulación y consiguió articular una plantilla potente, que se caracterizó por la incorporación de elementos de jerarquía como Seba Chaine, de paso productivo en Obras y que retorna al club, además de todo el expertise de Pablo Bruna, de muy buen desempeño en Atenas de Córdoba y que tiene en el lomo varios ascenso a la élite. Pero eso no es todo, porque la institución del Gran Buenos Aires se hizo de los servicios de Rodrigo Haag (que la rompió en Estudiantes Concordia) y de Juan Kelly, un escolta de comprobadísima capacidad anotadora.

Como único sobreviviente de la pasada temporada luce Martín Franchino, que ha sorprendido al hábitat con su energía y sus recursos. Otro de los puntos positivos se centra en la llegada de U23 de la Liga Nacional con el base Mariano Gago (proveniente de San Lorenzo) y Aaron Pablo (cedido de Boca); así como la apuesta por el joven ala pivote Franco Chiabotto, de recorrido por la Libertad de Sunchales. Las piezas de calidad y una rotación profunda permiten pronosticar que será un competidor robusto.

Estudiantes Concordia

El Verde ejecutó una campaña de enorme valía en la 2020/21, con un conjunto que se entreveró en los puestos encumbrados de la Conferencia Sur y que redondeó una cosecha altamente positiva, aunque no pudo alcanzar el rendimiento máximo en los playoffs, donde sucumbió ante Villa Mitre en semifinales. Perdió a hombres muy valiosos como Haag, Grenni y Jara y acudió a un rearmado de la tripulación de Alejandro Elizalde.

Algunos elementos continúan de la pasada edición como Álvaro Chervo, Matías Alluchón (de excelente tarea en la anterior temporada), Ramiro Rattero, Martín Fagalde y Martín Confalonieri. Para completar su configuración, Estudiantes salió al mercado y selló las llegadas de Agustín Más Delfino, Alejo Britos, Martín Bonja y Álvaro Yarza. Y en la recta final de la preparación aterrizó el extranjero Nana Kodom Ayensu (24 años y 1.98 metros). A priori luce con menos potencial, pero la línea de juego de Elizalde y ese espíritu siempre combativo de la institución pueden empujar a pelear en los primeros planos de la Conferencia Sur.

Ciclista Juninense

El Verdirrojo amagó en varios tramos de la última edición con convertirse en un equipo protagonista, aunque la baja del tremendo Roquez Johnson le jugó una mala pasada en la evolución colectiva. No obstante, en el cierre de la Fase Regular consiguió su pasaje a los playoffs, lo que significó una meta cumplida. Para esta campaña, los juninenses renovaron la confianza en Daniel Jaule en la conducción técnica, así como ratificaron a valores como Maxi Tamburini, todo un emblema del club, así como a Christian Boudet, de buen aporte en la pasada temporada. En la línea del sentido de pertenencia, volvió el picante perimetral Manuel Lambrisca, tras su positiva labor en Del Progreso.

Para terminar de armar el rompecabezas, Ciclista se hizo de los servicios del base Agustín Bualó y del alero Matías Sesto, quien redondeó una buena faena en Estudiantes de Olavarría. Además, sumaron a un joven de calidad como Valentín Costa, que demostró sus credenciales en Rivadavia de Mendoza. Y en los días previos, el Verdirrojo acopló al norteamericano Anthony Townes para reforzar el juego interior.

Gimnasia y Esgrima La Plata

El Lobo volverá a rugir en la Liga Argentina, un ecosistema que conoce a la perfección y en el que se mueve con total naturalidad. Gimnasia experimentó vaivenes muy marcados en la travesía pasada, con periodos de protagonismo en la Conferencia Sur, pero la coincidencia de dificultades físicas y una merma en el juego lo dejó sin el sabor dulce de acceder a los playoffs.

Los platenses perdieron a una de sus figuras, Pablo Alderete, que dio el salto a la élite en Argentino. No obstante, Gimnasia seguirá guiado por el gigante Nicolás Gianella, que desafía a la biología con sus 43 años, pero sobre todo con el muy buen nivel y gravitación. Fabián Renda dispondrá de las continuidades del núcleo que conforman Joaquin Acuña, Yago Sanchez, Juan Pablo Lancieri, Marcos Risso y Rafael Rosende. Como nuevos pasajeros llegaron el pivote Franco Barroso (desde Villa San Martín), el ala pivote Tomás Ligorria (proveniente San Isidro) y el pivote Facundo Vallejos (formado en Boca y con tres temporadas en Estudiantes de La Plata). Una de las apuestas se centra en el brasileño Caio Guilherme Domingos Oliveira, de 23 años y 2.12 metros, quien pasó por la Liga de Desarrollo de Quimsa.

Estudiantes de Olavarría

El Bataraz barajó y dio de vuelta. En Olavarría soplaron vientos de cambios y se lanzaron a la tarea de reconfigurar toda la plantilla, empezando por el entrenador, con la salida de Marcelo Macías, a quien reemplazaron con Cristian Colli. El DT afrontará la oportunidad de orientar los hilos de una institución histórica, tras su experiencia al frente de Atenas de Córdoba en la última Liga Nacional.

A la hora de armar la tripulación, Estudiantes firmó a uno de los internos más valorados, y pretendidos, al hacerse de Jeffrey Merchant, quien ratificó en Quilmes todo su poderío. En tanto que para completar el juego interior, el Bataraz se llevó a Cristian Scaramuzzino, campeón con Unión y quien aporta talla y centímetros. En cuanto al perímetro se incorporó Martín Cabrera, un armador de buen rendimiento en Villa San Martín, quien tendrá como ladero al escolta Mateo Battistino, que dejó buenas sensaciones en Ciclista. Por otra parte, Colli apostó por la juventud de Juan Fernández, que en Racing de Chivilcoy concretó una temporada positiva con 22 años. De la temporada reciente proseguirán en el plantel el neuquino Julián Ruiz y el ecuatoriano Johu Castillo. Todavía le quedará una plaza mayor para incorporar en el transcurso de la competencia.

Pergamino Básquet

El debutante Pergamino se proyecta a ser uno de los interesantes elencos que tendrá la Liga Argentina. Y es que ya lo demostró en la serie de amistosos que disputó en la previa, con un par de buenos triunfos ante Deportivo Norte y Ciclista Juninense. A priori es uno de los equipos a seguir, porque buscará hacer pie dentro de la categoría rodeándose de jugadores de experiencia y calidad. Por eso conformó un 1-2 de jerarquía, con un base de mucha visión y gol como Dami Palacios junto con el talento anotador de Andrés Mariani. Ya ese tándem demuestra un poco lo que buscará su entrenador Julián Pagura, un DT que conoce y mucho la liga. El técnico fue una de las piezas renovadas por el club para esta temporada, sin olvidar la continuidad del capitán Leo Tortonesi (alero con pasado también en Argentino de Junín en la 18/19) o el U23 Benjamín Lovato.

Quizá no asuste tanto cerca de la pintura sacando al extranjero Khalil Fuller, ex Quilmes en la pasada liga y otro de sus refuerzos, pero conoce de su filosofía y mantendrá la misma idea de juego que lo guió a estar hoy en la Liga Argentina. Otra de las incorporaciones fue Fede Gobetti, aquel escolta que viene de hacer un gran Federal con Belgrano de San Nicolás y que ahora defenderá al equipo de su ciudad natal. Interesante.

Bahía Basket

Este proyecto maravilloso que es Bahía Basket experimentará por primera vez la sensación disímil de participar del segundo escalón, tras el descenso de la Liga Nacional. En el seno de la organización pareciera que nada cambiará  respecto al programa de trabajo, a la filosofía de desarrollo del talento joven, a esa impronta de toma de decisiones en velocidad y mucha lectura individual del juego para resolver. Continuará Laura Cors como head coach, así como varios de elementos muy interesantes, como el caso de Facundo Tolosa y Alejo Azpilicueta; además del brasilero Gabriel Novaes Souza.

La juventud será la protagonista para este elenco, al punto que el mayor es Joaquín Sánchez, de 23 años, el resto no supera los 21. Claro que el camino, el horizonte es otro en Bahía Basket, lo que no quita que todo el talento lo convierta en un equipo peligroso, que pueda imponer condiciones con su ritmo alto.

Del Progreso

Desde la Patagonia, el Auriazul vivió una temporada 2020/21 muy interesante, encontró funcionamiento en la Fase Regular para erigirse en una de las gratas revelaciones, navegó durante muchas semanas por los puestos de playoffs, pero un cierre adverso le quitó el premio de acceder a la postemporada. Motorizados en la coherencia, Del Progreso mantuvo las líneas basales de su proyecto y extendió el vínculo con el DT Juan Kass. Así como conservó algunos players, con el capitán Gustavo Maranguello a la cabeza. Además de sellar las continuidades del interno Facundo Sanz (que se perdió un tramo extenso de la temporada por una lesión) y el polivalente Mauricio Pane, de muy buen rendimiento en la pasada edición.

En la búsqueda de un salto de calidad, los rionegrinos sedujeron a una ficha muy interesante como Valentín Burgos, que redondeó una gran tarea en la Liga Nacional con Argentino de Junín. Además posó su mirada en dos players de Atenas de Patagones y los sumó a su estructura: el extranjero Howard Wilkerson y al perimetral Ezequiel Dupuy. En el último tramo concretó el retorno al club de Francisco Gaytan, quien se desempeñó en Luis Luciano de Entre Ríos en el Torneo Federal.

Rocamora

El Rojo de Concepción del Uruguay perdió a su entrenador Juan Manuel Varas, que recibió el llamado de la Liga Nacional para aterrizar en Argentino de Junín. Así, la dirigencia se movió y contrató a un conocido de la casa como Carlos “Cali” Pérez. Y como premisa, Rocamora direccionó su brújula en mantener una base de la última temporada y rubricó continuidades múltiples: Juan Martín Bello, Justo Catalín, Galo Impini, Tomás Verbauwede, Martín Pascal y Horacio Rigada.

Impulsado por ese ADN de una cultura de trabajo y de sentido de pertenencia, la institución agudizó su ingenio para completar el plantel y consiguió el retorno del interno Marcos Helman (desde Bell), así como consiguió a un joven de la cantera de Obras como Martín Flores (21 años y 2.06 metros). Y también se hizo de los servicios de Manu Gómez, el base de mucho recorrido en diferentes elencos de la provincia, quien viene de Central Entrerriano. El espíritu de competitividad está asegurado en el Rojo.

Parque Sur

En la edición 2020/21 de la Liga Argentina, Parque saltó a la caliente arena con una dotación repleta de jóvenes, que lejos de amilanarse ejecutaron un paso de evolución en el desarrollo individual. Todo el piberío de los entrerrianos exhibió mucha energía y recursos, pero no le alcanzó para cosechar muchas victorias, por lo que surcaron por el fondo de la tabla. Para esta campaña, la institución llevó a cabo un viraje en la dirección técnica, con la salida de Damián Gamarra y la llegada de Gonzalo Rodríguez Costoza.

En la edificación de la plantilla aparecieron más mayores, como el retorno de Elnes Bolling y la llegada del interno Guillermo Romero. También regresó el ala pivote Ignacio Fellay (desde Regatas Uruguay) y se acopló Ignacio Colsani, proveniente de Riachuelo. Así como continúa Gervasio Guelache, un perimetral muy picante e interesante. Parque presentará una mixtura entre los jóvenes de la cantera y varios mayores para apuntalar ese talento.

Zárate Basket

Este proyecto mancomunado de la ciudad bonaerense ratificó los pasos evolutivos desde su irrupción en el Torneo Federal y consiguió trepar a la Liga Argentina con el ascenso logrado hace unos meses. Para guiar al plantel se ratificó la confianza al entrenador Manuel Anglese, así como se conservó a un núcleo potente de su plantilla con nombres como Damián Pineda, Juani Baquero, Facundo Pascolatt, Agustín Brocal y Lucas Andújar.

Ese conocimiento de varios engranajes invita a considerar que la adaptación a la categoría será posible, de hecho el objetivo no se centra en solo disfrutar de la experiencia, sino en hacer pata ancha en esta divisional. Como refuerzo interior, los zarateños trajeron a Rafael Banegas, desde Estudiantes de Tucumán. Así como se quedaron con los servicios de Ignacio Cuassuolo, de buena labor en Racing y también sumaron a Ángel Arévalo, el joven de Boca Juniors.

Composición de los grupos

Grupo A: Estudiantes Concordia, Parque Sur y Rocamora.
Grupo B: Lanús, Racing (CH), Pergamino Básquet y Zárate Basket.
Grupo C: Villa Mitre, Bahía Basket, Deportivo Viedma y Del Progreso.
Grupo D: Quilmes, Estudiantes de Olavarría, Ciclista Juninense y Gimnasia La Plata.

Proveedores Oficiales

Sponsors Oficiales

Soporte Tecnológico