LNB · 08 de Enero de 2017

San Lorenzo

¿Comienza una era?

San Lorenzo ganó el #Súper4Circus #ChamameyCarnaval ratificando que el cierre de la pasada temporada fue causal de su apuesta y ambición. Es candidato en la Liga de las Américas, va por el bicampeonato de La Liga y jugará la próxima Sudamericana.

Por Carlos Altamirano

El básquet actual se diferencia del pasado por un detalle clave: el número de posesiones. Nadie disfruta de jugar 5vs5, de depender de que los sistemas funcionen, o que la ejecución defensiva del scouting rival sea mala. Correr, correr, correr. Y seleccionar buenos tiros a alta velocidad. Suena simple, pero a alto nivel de exigencia es complicado.

Y es aún más delicado si un equipo cambia su roster en un 80% entre una temporada y otra. ¿Que influye fichar buenos jugadores? Sin duda. Pero no es suficiente sin convencimiento desde el cuerpo técnico y compromiso de los intérpretes. Un solo objetivo resume ese combo: ganar. Y en el caso de San Lorenzo, pues ganarlo todo. ¡Todo!

Sin ese conpromiso no hay chance de dejar a San Martín en 60 puntos. Menos en su casa. Aún menos en una final. Una ayuda puede llegar a tiempo, pero la segunda no siempre funciona. Un jugador puede activar bien una rotación, pero llegar al siguiente pase, y al siguiente, no es moneda corriente. Lograr eso en menos de medio año de trabajo es grandioso. Ah, claro: y no deja de ser un indicio de lo que puede venir más adelante, con el plantel aún más aceitado. Y ganando, se sabe, es más accesible.

Líderes. Vaya pedazo de líderes... La Liga Nacional tuvo, en toda su historia, duplas extraordinarias que marcaron una época. Por talento, pero aún más por personalidad. ¿Se puede ser líder y ganador solamente con talento? Absolutamente no. La cabeza, en situaciones límites, marca la diferencia. Aguirre/Mata. Mata/Aguirre. Descomunales. Uno por verticalidad, goleo, lectura, generación de juego y defensa de la primera línea. El otro por su polivalencia. Mata es el todo, el pack completo, el jugador que todos quisieran tener en su equipo. El que nunca falla, y por momentos descolla. Está a otro nivel. Cuando su cabeza está fuerte está a otro nivel.

Marcos Mata es el todo, el pack completo, el jugador que todos quisieran tener en su equipo. El que nunca falla, y por momentos descolla. Está a otro nivel.

San Lorenzo ganó el Súper 4 ratificando que el cierre de la pasada temporada fue causal de su apuesta/ambición. Es candidato en la Liga de las Américas. Va por el BI de La Liga (si no gana la Conferencia Sur sería una de las grandes sorpresas de la historia) y renovará la próxima temporada jugando la Supercopa y la Liga Sudamericana. Ergo: ¿estamos ante la presencia de un equipo que marcará una era?

El periodista Carlos Altamirano, en twitter @altamirano45, es relator de básquet en DIRECTV Sports y DEPORTV.

Multimedia Relacionado

Sponsor Principal

TV Oficial

Sponsor Global

Sponsors Oficiales

Proveedores Oficiales

La Liga Contenidos

Medios

Transporte Oficial